Noticias | Agenda

Viento de raíces latinas y flamencas

El trompetista Jerry González conmemorará sus bodas de oro sobre los escenarios este sábado en la sala Garufa con un concierto incluido en el festival Más que Jazz
12-07-2016 22:32
0 votos
Viento de raíces latinas y flamencas

Viento de raíces latinas y flamencas

El idilio del trompetista y percusionista neoyorkino Jerry González con la experimentación y exhibición musical lo ha consolidado como uno de los pioneros del jazz latino, un título avalado por cincuenta años de carrera artística en escenarios de todo el mundo. El músico de raíces puertorriqueñas, ahora afincado en Vigo, actuará en el Garufa Club, junto a Javier Colina y Daniel García Bruno, este sábado 16 de julio a las 23.00 horas en un concierto especial incluido dentro de la celebración del festival Más que Jazz y que contará con el patrocinio de 1906.

Lejos de afrontar sus bodas de oro musicales como el preludio de un descanso de su actividad sobre los escenarios, González echa mano de una actitud vitalista que le ha acompañado a lo largo de estos años: "Sigo aquí con muchas ganas de seguir haciendo música y experimentando, con buena salud pero quizás con una actitud más reflexiva y calmada que en mis comienzos musicales. Tengo una hija chiquita que cuidar y educar y eso me motiva aún más, si cabe", explica el músico.

El interés de Jerry González por la música, si bien comenzó en su infancia a través de su padre, vocalista en diferentes agrupaciones, se afianzó tras su ingreso en la Music & Art High School de Nueva York, "un instituto público de alto rendimiento enfocado en la música y el arte para alumnos con talento". A este peldaño formativo le siguieron su estancia en el Collegue of Music de Nueva York y en la Universidad de Nueva York.

El trompetista recalca que sus estudios en la Music & Art High School le permitieron conocer a muchos músicos claves en su carrera artística: "Mi vida y la de muchos habría sido muy distinta sin pasar por allí, es importante luchar por una enseñanza musical pública de calidad", explica.

Sus primeros estudios musicales mostraron a González "diferentes visiones que hasta ese momento desconocía", abriéndole las puertas al aprendizaje sobre la estructura musical, la técnica de improvisación y la música clásica, una corriente melódica que no proliferaba en el ambiente del que procedía el músico, en el que la gente se decantaba por escuchar "jazz, mambo, boleros y cha-cha-cha".

Además de prodigarse en la escena jazz, Jerry González ha mantenido contacto con los ritmos flamencos desde su juventud, momento en el que los descubrió a través de álbumes como el Sketches of Spain de Miles Davis o el Olé de John Coltrane. Aunque la inquietud del músico por este estilo lo condujo a escuchar a Camarón, Paco de Lucía y Tomatito, fue su participación en el rodaje del documental musical Calle 54 de Fernando Trueba lo que le permitió establecer contacto directo con artistas como Chano Domínguez, Javier Limón, Niño Josele, Diego El Cigala y El Piraña, que lo sumergieron de lleno en el flamenco.

Ese filme fue la raíz del proyecto Jerry González y Los piratas del flamenco , un álbum que el trompetista grabó con exponentes del género como Niño Josele, Diego El Cigala, El Piraña o Israel Sandoval y que resultó vencedor del premio de la crítica en los premios de jazz de Nueva York como mejor disco de jazz latino: "Con ese disco apuntalé mi inmersión en el género y colaboré con músicos increíbles. Quizá retomemos de alguna forma la esencia de ese proyecto en los próximos meses", afirma González.

A pesar de haber colaborado con multitud de músicos a lo largo de sus cincuenta años de carrera, González confiesa que le quedaron "muchas ganas de hacer más cosas con Dizzy Gillespie" y que, en España, le habría gustado colaborar con Camarón de la Isla. Lo que sí ha hecho el trompetista neoyorkino desde que decidió fijar su residencia en Galicia ha sido juntarse "de vez en cuando con varios artistas autóctonos como Alejandro Vargas o The Monkillos".

Las entradas para asistir al concierto que la agrupación Jerry González Trío ofrecerá en el Garufa Club pueden adquirirse entre los 15 y los 20 euros. Al concierto de González le seguirán, en el mismo local, los de el Alfredo García Quintet el 21 de julio a las 22.30 horas; The Elegant Boopers with Strings el 22 de julio a las 23.00 horas; Abe Rábade Trío el 23 de julio a las 23.00 horas; y el del grupo Sisters in the House el 28 de julio a las 23.00 horas. Ese mismo día a las 21.30 horas en el Bembiú actuará Sara Lorenzo Trío. La clausura del festival será el 30 de julio en el Jazz Filloa con dos pases, a las 22.00 y 23.00 horas, de Natalio Sued Quartet.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook