Noticias | Gastronomía

Recetas

'Operación bikini': Horchata casera sin azúcar

Descubre la opción más saludable de esta bebida tan refrescante con una receta sencilla y rápida
16-08-2017 07:00
0 votos
Cuida tu cuerpo con una horchata sin azúcar. Getty Images

Cuida tu cuerpo con una horchata sin azúcar. Getty Images

No hay nada mejor que un vaso de horchata fresquita en pleno verano. Esta bebida típica de la Comunidad Valenciana tiene un alto poder refrescante y es apta para intolerantes a la lactosa y celíacos ya que no lleva ni gluten ni lactosa.

En su receta original, la horchata lleva una cantidad enorme de azúcar, pero hoy vamos a ver una opción más saludable, una horchata sin azúcar y, además, casera. Es muy fácil de hacer, solo hay que tener paciencia y dedicarle unos 20 minutos. ¡Manos a la obra!

Ingredientes:

  • 1 litro de agua
  • 250 gramos de chufas secas
  • Stevia o sucralosa

Elaboración:
Para empezar, hay que hidratar las chufas. Ponlas en un bol con agua, que las cubra, y tápalo con un paño de cocina. Deberías tenerlas entre 24-48 horas en remojo y si ves que alguna chufa flota, retírala porque eso significa que está mala.

Una vez bien remojadas, mételas en la batidora junto con 500 ml. de agua, y las trituras bien hasta conseguir una pasta. Agrégale el resto del agua y mezcla todo bien.

Coge una jarra y pasa la pasta por un colador presionando con una espátula para ir sacando el jugo. Como es posible que hayan pasado trocitos de chufa o impurezas, cuela la horchata dos o tres veces más para que quede bien líquida y sin grumos.

Guárdala en la nevera para que cuando la sirvas este bien fresquita, pero antes pruébala. Si no eres muy goloso o golosa, puede que prefieras dejarlo así. Si te parece que está un poco amargo, ponle una o dos cucharaditas de sucralosa, eso al gusto. Remueve bien la mezcla y ¡voila! Tendrás lista esta bebida blanca que tanto gusta.

A la hora de servir puedes añadirle un poquito de canela, aunque esto es opcional.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook