Noticias | Agenda

Marián Ledesma Cantante, actúa hoy en Jazz Filloa con versiones de Billie Holiday

"Cuento la vida de Billie Holiday con sus canciones, pero no trato de imitarla"

"Cantar en orquestas fue fabuloso y me quitó el quiste del elitismo musical" - "En el jazz y el blues puedo ser yo; cerrar los ojos y fluir"
20-01-2016 00:34
1 voto
La cantante Marián Ledesma. víctor echave

La cantante Marián Ledesma. víctor echave

Marián Ledesma (Buenos Aires, 1975) canta desde hace más de 20 años, y en los nueve que lleva residiendo en A Coruña ha participado en varios proyectos musicales. Hoy actúa a las 22.00 horas en el Garufa en un concierto de homenaje a la cantante de jazz Billie Holiday, con el pianista Iago Mouriño, el saxofonista Pablo Añón y el bajista Juan Tinaquero. El sábado actúa en Garufa con los Hot Chocolates.

-¿Cómo fueron sus comienzos en la música?

-En una banda de blues. En Argentina me moví en torno al blues y al jazz, aunque experimenté con el funky, con la música disco... Ya en España canté en orquestas, y fue fabuloso, una lección de oficio y humildad. Es un curso intensivo, y me sacó el quiste del elitismo musical.

-¿Y una vez en A Coruña?

-Hice de todo, siempre con el hilo conductor del blues y el jazz. Estoy en dos grupos vocales, Spiritual y The Lollipops. También canto en May-Thai y los Torino Rockets, los Hot Chocolates... Tengo un trío de blues tradicional con los Tinaquero Brothers y también el cuarteto de jazz con el que toco el concierto dedicado a Billie Holiday.

-¿Es la primera vez que hace un recital dedicado a Holiday?

-Sí, solo a Billie Holiday sí. Lo llevo pensando desde hace muchísimos años pero no sabía como abordarlo. Tiene un repertorio muy denso en cuanto a contenido. Pero el primer estándar que aprendí en clases de canto fue Fine and Mellow, una de sus canciones. Tenía 18 años, y de Holiday me llamó la atención la fuerza que tenía, aún con un hilito de voz a veces imperceptible. Fue una lección de humildad. Tú quieres ser la más virtuosa y piensas que cuanto más agudo cantes mejor, y llegas a Holiday, que con un registro súper corto es capaz de contar tantas cosas? Ahí aprendí la importancia del feeling, de sentir lo que uno canta.

-¿Cuál es, entonces, el planteamiento del concierto?

-Contar su vida a través de mi interpretación de sus canciones. Pero no voy a imitarla ni a tratar de cantar como ella. Es imposible, y no sería respetuoso.

-La vida de Holiday tiene muchos episodios oscuros.

-El estereotipo sobre ella es: negra, yonqui, violada, rechazada por sus padres y prostituida. No se puede resumir la vida de una persona en eso. También era una mujer de mucho carácter, y muy cariñosa.

-Durante parte de su carrera se aprovechó comercialmente su figura de mujer maltratada.

-Sí, y eso en la época vendía mucho. Mira Charlie Parker, o Nina Simone. Y ahora daba morbo que Winehouse saliera borracha al escenario. Lamentablemente, antes y ahora eso vende.

-¿Qué temas estructurarán su espectáculo?

-Hay tres canciones fundamentales. Una es Fine and Mellow, con la que empecé a cantar hace 25 años. Otra es Don't Explain. Tiene una melodía de voz bastante monótona pero una carga emotiva muy importante. Una parte dice: "eres mi orgullo y mi dolor". Cuando eres capaz de decir que alguien te alegra igual que te hace daño? La otra es Strange Fruits.

-¿Esa habla de los linchamientos de negros, verdad?

-Sí. La letra dice "los cuerpos colgando de los árboles como frutas extrañas". Siendo mujer y negra era un acto reivindicativo subirse a un escenario. La debilidad de Holiday era un exceso de empatía, de sentimientos. Me siento un poco identificada.

-¿Cómo será el concierto con los Hot Chocolates?

-Tenemos un disco que hemos sacado, Warm Up, y decidimos hacer un concierto a medias con los clásicos nos piden siempre. En esa banda tiro más al dixieland y al swing, más a Nueva Orleans.

-¿Por qué se ha centrado en el jazz y el blues?

-Son mi lugar de pertenencia, donde me encuentro más cómoda y puedo ser yo. Con este tipo de repertorios puedo cerrar los ojos y fluir.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook